COVID-19. TODA LA INFORMACIÓN AL RESPECTO

Ante el nuevo protocolo de actuación frente al coronavirus aprobado el 31 de marzo por el Ministerio de Sanidad, los Consejos Generales de Dentistas, Enfermeros, Farmacéuticos, Médicos y Veterinarios, ante la pandemia del COVID-19, instituciones que engloban a más de 700.000 profesionales sanitarios en España, quieren expresar su absoluto rechazo respecto de las medidas y recomendaciones contenidas en este documento.

Algunas de estas nuevas pautas presentadas ayer 3 de abril, por el Ministerio de Sanidad suponen un elevado riesgo para la seguridad de los profesionales y de sus pacientes. Algunas de estas medidas y recomendaciones, lejos de contener la epidemia y preservar la salud pública, representan un riesgo evidente para sanitarios y pacientes.

Seguir leyendo

 

  • 03/04/2020. INFORMACIÓN SOBRE INSCRIPCIÓN EN LA OFICINA DE DESEMPLEO DE TRABAJADORES AFECTADOS POR UN ERTE:

    Tal y como informábamos ayer, son cada vez más las clínicas dentales que están recibiendo resoluciones expresas concediendo el ERTE por causa de fuerza mayor. Esto implica, entre otras cosas, que los contratos de trabajo quedan suspendidos legalmente, sin que exista obligación del propietario de la clínica de abonar salarios o cotizar a la Seguridad Social durante el periodo de tiempo concedido.

    A raíz de la concesión de un ERTE, queremos informar a todos los colegiados que se han visto afectados por este expediente como consecuencia de su trabajo por cuenta ajena que, para solicitar las prestaciones por desempleo que le corresponden con tal motivo, es necesario que estén en situación de ALTA como demandante de Empleo.  Para ello, la Junta de Andalucía ha habilitado el siguiente enlace:

    https://www.juntadeandalucia.es/organismos/empleoformacionytrabajoautono...

    Este ALTA debe ser cumplimentado por el trabajador a título individual y no por la empresa, pues a ésta solo compete la tramitación del ERTE y no la de la prestación por desempleo.

    Asimismo, se indica a aquellos colegiados propietarios de clínicas dentales que han tramitado un ERTE para su personal y le hayan sido concedido, que han de informar a sus trabajadores de este requisito a cumplimentar personalmente por cada trabajador.

    Nos indican desde la Junta de Andalucía que el sistema puede colapsarse en algunos momentos, pero que se insista en otros horarios.

    Igualmente se indica que para la tramitación de las prestaciones/ayudas a los Autónomos que pueden solicitarse desde el día 1 de abril, y siempre y cuando se constate la pérdida en ingresos el mes anterior de al menos un 75%, y que la tramitación de dichas ayudas ha de hacerse a través de su MUTUA. En este sentido, hay que recordar que desde enero de 2019 es obligatorio adscribirse a una Mutua Colaboradora de la Seguridad Social, y a quien no lo hubiera hecho, el INSS le adjudicó una de forma aleatoria, con lo que el Alta en Autónomos, actualmente supone estar adscrito a una Mutua (Fremap, MAZ, Fraternidad, Asepeyo, etc….)

     

  • Carta del Dr. Óscar Castro Reino a todos los colegiados por la situación sanitaria actual provocada por el coronavirus:Estimados compañeros,

    Como presidente del Consejo General de Dentistas, deseo dirigirme personalmente a todos vosotros debido a la grave situación sanitaria, social y económica que está atravesando España con motivo de la pandemia del coronavirus. Están siendo unos días duros y de incertidumbre para todos los ciudadanos y, especialmente, para el colectivo de los profesionales sanitarios, del cual formamos parte. Al igual que todos vosotros, yo también soy dentista y vivo de esta profesión de la que me siento orgulloso, a la que le debo mucho y por la que trabajo incansablemente. Por ello, quiero que sepáis que soy plenamente consciente y que comparto todas vuestras inquietudes y problemas.

    Desde el 24 de febrero, el Consejo General de Dentistas ha informado tanto a los estamentos de la Organización Colegial como a los colegiados, de todos los aspectos concernientes al COVID-19 que afectan a la profesión: informes técnicos explicando cómo prevenir los contagios, asesoramientos y consejos laborales y explicaciones de los decretos que ha aprobado el Gobierno con motivo de la declaración del Estado de Alarma, siempre con el objetivo de servir a los dentistas y proporcionaros una información verídica y de utilidad.

    Por supuesto, también nos hemos dirigido al Gobierno y al Ministerio de Sanidad en varias ocasiones para informarles de las acciones que estábamos llevando a cabo desde la Organización Colegial, además de trasladarles la difícil situación por la que atraviesa la profesión odontológica y la afectación que ha supuesto la implementación del Estado de Alarma. El desabastecimiento de material y equipamiento protector nos ha obligado a muchos a cancelar nuestra actividad laboral, ya que, en caso contrario, nos exponemos al contagio del coronavirus tanto los facultativos como los auxiliares y pacientes. Por este motivo, le he enviado una carta al ministro de Sanidad, D. Salvador Illa, instándole a que se decrete la suspensión temporal de la apertura de las clínicas dentales, habilitando solamente algunas para atender las urgencias, siempre y cuando esté plenamente garantizada la seguridad. Debemos ser conscientes de que si no atendemos esas urgencias los pacientes acudirán a los hospitales que, como bien sabéis, se encuentran colapsados.

    Como profesionales sanitarios que somos, debemos tener la suficiente empatía con todos aquellos que están en primera fila exponiendo y jugándose su salud y

    luchando contra esta pandemia. Es el momento de aunar esfuerzos y dejar las diferencias a un lado para acabar con esta difícil situación lo antes posible.

    En este sentido, os quiero agradecer vuestra solidaridad e impecable actitud en estas últimas semanas. Gracias por haber continuado con vuestra actividad profesional, aplazando las citas que no eran urgentes y extremando las precauciones para evitar el contagio tanto vuestro como de los pacientes. Gracias, porque muchos de los que tenéis también la titulación de Medicina o Enfermería os habéis puesto a disposición de los servicios sanitarios para colaborar en los hospitales y ayudar en el intenso trabajo que se está efectuando en ellos. Y gracias por poner a disposición de Sanidad vuestros stocks de EPI’s para que lo distribuyan en los hospitales. Es para mí un auténtico orgullo y motivación teneros como compañeros de profesión.

    Por último, os informo de que el Comité Ejecutivo ha decidido suspender por un periodo de dos meses las aportaciones de cuotas de los Colegios al Consejo General, animándolos a que, en la medida de lo posible, y atendiendo a sus necesidades concretas, se sumen a esta iniciativa con sus colegiados. Asimismo, he solicitado con toda contundencia y convicción al Gobierno que se tomen las medidas económicas oportunas para facilitar los ERTE y las exenciones fiscales, permitiendo paliar el descalabro económico que va a suponer esta situación para nuestro colectivo profesional. Con este fin he solicitado a FENIN DENTAL un informe de la situación de desabastecimiento en la que se encuentran nuestros proveedores de suministros de elementos de protección.

    Queridos compañeros, os pido comprensión y paciencia. Nos encontramos ante una situación inédita para todos los ciudadanos y cuyas directrices varían continuamente. Tenéis mi palabra de que, como presidente del Consejo General de Dentistas, seguiré haciendo todo lo posible sin escatimar un minuto con el fin de lograr que esta situación sea lo menos lesiva para todos nosotros, en la confianza de que consigamos volver a la normalidad a la mayor prontitud.

    No estáis solos.

    Mucho ánimo y gracias por vuestra atención y colaboración.

     

    Óscar Castro Reino

    Presidente del Consejo General de Dentistas de España

 

  • 20/03/2020.-  RECOMENDACIONES DE BUENAS PRÁCTICAS PARA LA ATENCIÓN DE URGENCIA Y SOLICITUD AL GOBIERNO LA SUSPENSIÓN TEMPORAL DE LA APERTURA DE CLÍNICAS DENTALES

Nuestro Consejo General de Dentistas de España, como órgano ejecutivo, coordinador y representativo de los Colegios de Dentistas y de los Consejos Autonómicos,  pidió al Gobierno ayer jueves, 19 de marzo, que decrete la suspensión temporal de la apertura de clínicas dentales mediante una carta al Ministro de Sanidad, Salvador Illa, solicitando esta suspensión durante la pandemia de coronavirus, así como la habilitación de una red de clínicas dentales en cada provincia que atiendan solo situaciones de urgencia.

En esta solicitud se insiste en que “dada la carencia de material y equipamiento de protección necesario para los dentistas en el momento actual, al estar siendo donado a la sanidad pública, le ruego que como medida de contención en la propagación de la enfermedad, se proceda a decretar por el Gobierno la suspensión de la apertura de clínicas dentales durante el periodo que sea preciso en la duración de esta crisis, ya que la continuidad en nuestro ejercicio profesional, en las condiciones en que se está desarrollando, pone en grave riesgo tanto la salud de los profesionales como la de los pacientes”.

Asimismo, para evitar el colapso en el sistema sanitario público, se pidió la habilitación de una red de clínicas dentales que atiendan adecuadamente en cada provincia las situaciones de urgencia y emergencia odontológicas, siempre con los debidos controles y medidas necesarias de protección y seguridad.

Ante tal solicitud al Gobierno central, nuestro Consejo General ha elaborado también un guía de RECOMENDACIONES DE BUENAS PRÁCTICAS PARA LA ATENCIÓN DE URGENCIA, donde se definen cuáles son las urgencias dentales y cómo realizar el triaje de los pacientes con un principio básico, que es el de limitar la emisión de aerosoles y salpicaduras, así como la recepción del paciente urgente y un protocolo de cuidados a seguir por el dentista.

 

  • VALORACIÓN SOBRE LAS MEDIDAS APROBADAS POR EL GOBIERNO PARA LA APLICACIÓN DE EXPEDIENTE DE REGULACIÓN TEMPORAL DE EMPLEO (ERTE) EN LAS CLÍNICAS DENTALES 

    El 17 de marzso se ha publicado en el BOE el Real Decreto-Ley 8/2020, de 17 de marzo, de medidas urgentes extraordinarias para hacer frente al impacto económico y social del COVID-19 (https://www.boe.es/boe/dias/2020/03/18/pdfs/BOE-A-2020-3824.pdf)

    En esta norma con rango de ley se aprueban nuevas medidas económicas, laborales y sociales para hacer frente a las consecuencias derivadas del coronavirus COVID-19. Entre ellas, se encuentra una flexibilización en el procedimiento y en la aplicación del Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) por parte de aquellas empresas que acrediten estar afectadas por esta grave situación de salud pública.

    Un ERTE tiene por objeto la suspensión de los efectos del contrato de trabajo durante un determinado periodo de tiempo por causas económicas, técnicas, organizativas o de producción. Pero también por causas de fuera mayor, que es la que en este momento nos interesa analizar, sin perjuicio de que su puesta en marcha requiere un asesoramiento laboral específico que valore cada caso de forma individual.

    Los trabajadores afectados por el ERTE podrán solicitar la prestación por desempleo sin necesidad de cumplir periodo mínimo de cotización en aplicación de las medidas contempladas en el Real Decreto-Ley (RDL). Además, dicho periodo en el que se recibe la prestación como consecuencia del ERTE no computará a efectos de consumir los periodos máximos de percepción de la prestación legalmente establecidos.

    Otra novedad es que se exime al empresario de iniciar un periodo de consultas con los trabajadores, tal y como venía exigiendo la ley para los ERT´s que no deriven de los efectos del COVID-19, por lo que se agiliza su tramitación ante la autoridad laboral.

    ERTE por causa de fuerza mayor

    La novedad más importante en el RDL que se acaba de publicar es la posibilidad de que la clínica dental pueda basar un ERTE en una causa de fuerza mayor como consecuencia de la epidemia del coronavirus COVI-19.

    Es cierto que la clínica dental no se encuentra en la relación de equipamientos y actividades cuya apertura al público queda suspendida en aplicación del Real Decreto 463/2020, de 14 de marzo, por el que se declara el estado de alarma para la gestión de la situación de crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19. (https://www.boe.es/boe/dias/2020/03/14/pdfs/BOE-A-2020-3692.pdf), lo que simplificaría la acreditación por el propietario de esa causa de fuerza mayor.

    Pero el artículo 22.1 del RDL establece textualmente que:

    Las suspensiones de contrato y reducciones de jornada que tengan su causa directa en pérdidas de actividad como consecuencia del COVID-19, incluida la declaración del estado de alarma, que impliquen suspensión o cancelación de actividades, cierre temporal de locales de afluencia pública, restricciones en el transporte público y, en general, de la movilidad de las personas y/o las mercancías, falta de suministros que impidan gravemente continuar con el desarrollo ordinario de la actividad, o bien en situaciones urgentes y extraordinarias debidas al contagio de la plantilla o la adopción de medidas de aislamiento preventivo decretados por la autoridad sanitaria, que queden debidamente acreditados, tendrán la consideración de provenientes de una situación de fuerza mayor, con las consecuencias que se derivan del artículo 47 del texto refundido de la Ley del Estatuto de los Trabajadores, aprobado por el Real Decreto Legislativo 2/2015, de 23 de octubre

    Por ello, la clínica dental que pretenda acogerse a un ERTE por causa de fuerza mayor deberá basarlo en que se trata de una actividad de riesgo alto de contagio y, en su caso, por la ausencia de material necesario para continuar con la actividad respetando los protocolos y medidas de prevención de riesgos laborales (mascarillas, productos sanitarios, protecciones, etc…) para sus propios empleados, a los que como empleadores deben garantizar su salud en el puesto de trabajo.

    Las causas deberán ser acreditadas y la solicitud será resuelta por la autoridad laboral en el plazo máximo de cinco días, previo informe de la Inspección de Trabajo que deberá ser emitido antes de cinco días, y con efectos desde la fecha del hecho causante de la fuerza mayor.

    Respecto al periodo que debe durar el ERTE no existe un plazo mínimo, aunque lo razonable será establecer un periodo más amplio que los 15 días del Estado de Alarma para que el propietario tenga un margen de tiempo para el supuesto de que la situación se prolongue en el tiempo. Si finalmente esto se resuelve antes, el empresario puede pedir a los empleados que se reincorporen antes del plazo máximo que se establece en el ERTE.

    Además de no existir obligación del pago de los salarios, los ERT´s autorizados por causa de fuerza mayor temporal vinculada al Covid-19, la Seguridad Social exonera del 100% de su pago a las empresas de menos de 50 empleados así como lo relativo a las cuotas por conceptos de recaudación conjunta, mientras dure el período de suspensión de contratos o reducción de jornada autorizado en base a dicha causa de fuerza mayor.

    Expedientes solicitados antes de la publicación del RDL

    Es muy importante destacar que de conformidad con lo establecido en la Disposición Transitoria Primera del RDL no se les aplicarán las especialidades previstas en el mismo a los expedientes de regulación de empleo para la suspensión de los contratos de trabajo o para la reducción de jornada iniciados o comunicados antes del 18 de marzo de 2020 y basados en las causas previstas en el mismo.

    Salvaguarda del empleo

    Finalmente, es relevante destacar que de conformidad con lo dispuesto en la disposición adicional sexta del RDL, todas aquellas empresas que se acojan a las medidas extraordinarias en el ámbito laboral previstas en dicho RDL (incluido el ERTE) estarán sujetas al compromiso de la empresa de mantener el empleo durante el plazo de seis meses desde la fecha de reanudación de la actividad.